indicadores financieros

HERRAMIENTAS

(México, 17 junio – EFE).- El presidente del Banco Mundial, Robert Zoellick, ha justificado hoy el poco entusiasmo con que recibieron los mercados la noticia de que el Eurogrupo iba a rescatar con 100.000 millones de euros a la banca española, y lo ha atribuido a la falta de información sobre la línea de crédito.

“Es alucinante que estemos hablando de poner sobre la mesa 100.000 millones de euros y los mercados lo tomen como una historia negativa”, ha señalado Zoellick en una mesa redonda en el seno del B20, una cumbre empresarial paralela al G20, que arranca mañana en Los Cabos, en México.

“Y ¿por qué ha ocurrido esto?”, se ha preguntado, acompañado por la directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, y del secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (Ocde), Angel Gurría. “Es debido a que la ejecución (del anuncio de la ayuda) fue extremadamente pobre“, ha aclarado.

“Porque hace apenas cinco años España era un país con superávit”

“La gente no sabe de dónde va a salir el dinero, si va a ser del Feef (el Fondo Europeo de Estabilidad Financiera), del Mede (el Mecanismo Europeo de Estabilidad), cuál será el mecanismo de subordinación o qué efecto tendrá sobre la deuda (española)”, ha manifestado.

Básicamente, explicó, la Unión Europea desaprovechó la oportunidad de lanzar un mensaje positivo que diera confianza a los mercados, como lo demostró el hecho de que tras el anuncio la prima de riesgo española se disparara hasta niveles máximos desde la creación del euro.

Momentos antes de la intervención de Zoellick, los líderes del FMI y de la Ocde se mostraron convencidos de que España culminará con éxito la recapitalización de la banca.

Estoy convencida de que el Gobierno español, junto con las autoridades europeas, serán capaces de poner en marcha el programa con éxito“, aseguró la directora gerente del FMI en presencia de empresarios españoles como el presidente del Bbva, Francisco González, y de Repsol, Antonio Brufau.

Lagarde aclaró en su intervención que el FMI no participará en el suministro de fondos para España, aunque el organismo sí “vigilará la puesta en marcha de este programa”.

Gurría, por su parte, hizo una encendida defensa de la capacidad de España para asumir la línea financiera que ha puesto sobre la mesa el Eurogrupo, porque “es uno de los países de la UE y de la Ocde con menor deuda en relación con el PIB”, y porque hace apenas cinco años “era un país con superávit“.

“España claramente puede lidiar con la recapitalización de sus bancos”, dijo el secretario general de la Ocde.

“Lo que tiene encima de la mesa España es una situación manejable, y cuando se desembolse el dinero, veremos como se reduce la presión sobre la prima de riesgo“, apuntó.

economía » en esta sección

buscador