HERRAMIENTAS
Foto: REUTERS/Ueslei Marcelino

(Río de Janeiro, 20 de septiembre. EFE).- Unos 35 millones de brasileños ascendieron en los últimos diez años de la clase pobre y convirtieron a la clase media, con 104 millones de personas en la actualidad, en la mayoritaria en Brasil, con el 53 por ciento de la población, según un estudio divulgado hoy por el Gobierno.

Mientras que la clase media subió desde el 38 por ciento de la población en 2002 hasta el 53 por ciento en 2012, la clase pobre se redujo hasta el 27 por ciento y la clase alta creció ligeramente hasta el 20 por ciento, según el estudio publicado por la Secretaría de Asuntos Estratégicos de la Presidencia.

El informe considera que, de mantenerse el actual ritmo de reducción de la pobreza, la clase media brasileña seguirá creciendo y representará al 57 por ciento de la población brasileña en 2022.

El estudio clasificó como de clase media a las familias con una renta promedio mensual por persona de entre 291 y 1.019 reales (entre unos 145 y unos 510 dólares).

Los responsables por el informe atribuyeron el fuerte aumento de la clase media en Brasil al ciclo de crecimiento económico del país en los últimos años combinado con las políticas de reducción de la pobreza y de la desigualdad en los Gobiernos de Luiz Inácio Lula da Silva (2003-2010) y de su sucesora y ahijada política Dilma Rousseff.

Según la publicación, entre 2002 y 2012 ascendió de la clase baja a la clase media el 21 por ciento de la población brasileña y de la clase media a la clase alta el 6 por ciento.

De acuerdo con el secretario de Asuntos Estratégicos de la Presidencia, Wellington Moreira Franco, el aumento de la clase media, responsable por el 38 por ciento del consumo de las familias brasileñas, ha permitido que Brasil siga creciendo pese a la actual crisis económica internacional.

“Brasil generó cerca de 18 millones de nuevos empleos en la última década. Ese aumento del empleo y la política del Gobierno de reajustar el salario mínimo anualmente por encima de la inflación han contribuido al crecimiento del consumo en el país”, según Moreira Franco.

Según el estudio, mientras que la renta promedio de las familias brasileñas creció en promedio un 2,4 por ciento al año en términos reales (descontada la inflación), la de las familias de clase media creció un 3,5 por ciento.

La clase media brasileña va a mover este año cerca de un billón de reales (unos 500.000 millones de dólares), calcula el estudio.

La investigación destacó igualmente que cerca del 80 por ciento de los 35 millones de brasileños que ascendieron a la clase media en la última década es negro.

economía » en esta sección

buscador