HERRAMIENTAS
Foto: energiaslibres.wordpress.com

(Nueva York, 02 de enero – Reuters).- Los precios del petróleo subieron el miércoles a un máximo de 11 semanas como parte de una escalada generalizada en los mercados, después de que el Congreso de Estados Unidos aprobó un acuerdo para evitar una crisis fiscal.

Estados Unidos evitó un desastre económico cuando sus legisladores aprobaron el martes un acuerdo para prevenir fuertes alzas impositivas y recortes de gastos que habrían hundido a la mayor economía mundial en un “abismo fiscal” y en una recesión.

Varios meses de incertidumbre y disputas políticas en Estados Unidos asustaron a los consumidores, empresas y mercados financieros. Las preocupaciones sobre la posibilidad de que no se alcanzara un acuerdo y que el país cayera en una crisis fiscal han pesado en el mercado petrolero.

El acuerdo impulsó el apetito de los inversores por activos de mayor riesgo y debilitó al dólar frente a una canasta de divisas. El dólar más débil hace que el petróleo denominado en dólares sea más barato para los tenedores de otras monedas.

El Brent subió 1,36 dólares, o un 1,22%, a 112,47 dólares.

El crudo en Nueva York avanzó 1,30 dólares, o un 1,42 por ciento, a 93,12 dólares el barril.

El petróleo también fue apuntalado por datos chinos robustos que señalan una recuperación en la segunda mayor economía y el segundo mayor consumidor de petróleo.

El índice oficial de gerentes de compras de China se mantuvo estable durante diciembre en 50,6%, lo que se sumó a las evidencias de que su economía repuntó en los últimos tres meses del 2012 tras una ralentización de siete trimestres seguidos.

Las tensiones en Oriente Medio ayudaron al petróleo. Irán está llevando a cabo ejercicios navales en el Estrecho de Ormuz, destinados a mostrar su capacidad militar en una ruta de transporte crucial a través de la cual se mueve un 40 por ciento de las exportaciones petroleras por vía marítima.