HERRAMIENTAS
Foto: AM Noticias360

(Caracas, 16 de enero. Noticias24)- “La solución no es perseguir a la empresa privada, es el diálogo y la búsqueda de soluciones de manera concertada”, expresó el presidente de Conindustria, Carlos Larrazábal, al referirse a los señalamientos del Gobierno referentes al acaparamiento de alimentos.

Video: Globovisión / 16 de enero de 2013

Rechazó cualquier práctica especulativa y de acaparamiento. Larrazábal consideró que el objetivo del Gobierno con los operativos y fiscalizaciones “es atacar y controlar el mercado”. No obstante, añadió que si empresas cometen este tipo de acciones “deben ser castigada”.

“Lo que estamos observando no es eso, estamos observando es una persecución sin razón y lo que tenemos es que facilitar que se produzca y se distribuya de una forma adecuada”, expuso, al tiempo que recordó que años anteriores, el sector comercial “se llenaba de inventario para poder tener abastecimiento oportuno durante los períodos de vacaciones en el sector manufacturero, eso ya no se da porque tienen temor de que los fiscalicen”, explicó.

Detalló que en los mercados municipales existe “temor” por abastecer sus negocios debido a que pueden ser acusados de acaparamiento. Manifestó que en televisión se muestra un galpón lleno de productos que puede ser uno o tres días de ventas.

En muchas oportunidades pareciera que funcionarios del Gobierno tratan de ser más radicales que otros y tratan de tomar medidas para demostrar que están atacando un problema pero en vez de atacarlo lo que hacen es agravarlo”, sumó.

Larrazábal también se refirió al retraso de las divisas. “Advertimos desde el año pasado en varias oportunidades se ha mantenido lo que ha hecho que los niveles de posición sigan siendo afectados, tenemos retraso en este momento que ya superan los 180 días para sectores claves y en otros sectores llega hasta 250 días”.