HERRAMIENTAS
Foto: Archivo / Noticias24

(Caracas, 25 de enero. AVN)El proyecto de Ley que regula la compra y venta de vehículos nacionales e importados, nuevos y usados, “está orientado a eliminar la cadena de comercialización mediante la cual se estafa a los usuarios en la adquisición de estos bienes”, afirmó el presidente de la Comisión Permanente de Política Interior de la Asamblea Nacional, Elvis Amoroso.

En una entrevista ofrecida a la Agencia Venezolana de Noticias (AVN), Amoroso indicó que “la entrada en vigencia del instrumento legal no afectará la producción de vehículos que se desarrolla en la actualidad, tal como lo han asegurado algunas empresas privadas de comunicación”.

“Es falso que no habrá más vehículos, y que los que sean ensamblados serán acaparados, pero si esto ocurre tendremos la sanción allí, porque la industria que fabrica e importa no será afectada por la nueva Ley”, precisó.

“incluye una estructura de costos que tiene un precio máximo sugerido por la ensambladora

El parlamentario recordó que “las ensambladoras tienen un convenio con el Ejecutivo para producir determinado número de vehículos, y para llevar a cabo sus operaciones reciben divisas a una tasa de cambio de 4,30 bolívares por dólar”.

Explicó que la legislación, que fue aprobada por unanimidad en primera discusión el pasado martes, “incluye una estructura de costos que tiene un precio máximo sugerido por la ensambladora, y que es el precio máximo en que vehículo automotor (carro, moto o autobús) se podrá vender al público”.

Medidas de protección

El legislador destacó que “el proyecto de ley surge por el clamor de los venezolanos, que piden combatir las prácticas de estafa de los concesionarios, que aplican un modus operandi para aumentar el valor real de los vehículos”.

Indicó que “en la Asamblea Nacional se han recibido más de 10.000 denuncias de personas que se sienten afectadas y han sido estafadas por las agencias autorizadas para la venta de automóviles”.

Amoroso reveló que “los dueños de los concesionarios utilizan terrenos baldíos y estacionamientos para depositar los vehículos y acapararlos, con el propósito de hacerle creer al público que hay falta de inventarios”.

“Hablan mal del Gobierno y dicen que no se le dan los dólares cuando no tienen nada que ver con dólares, y proceden a darle una tarjeta al cliente con el lugar en donde puede encontrar el vehículo, con tan sólo pagar una comisión o vacuna, por lo que terminan pagando un 400% por encima del precio del vehículo”, expuso.

“Con el propósito de hacerle creer al público que hay falta de inventarios”

Agregó que “la legislación le otorga a la potestad al comprador de elegir el sitio donde adquirir los accesorios para su vehículo y la compañía para asegurarlo”.

Resaltó que “el artículo 5 de la referida norma establece que la creación de una comisión mixta integrada por las ensambladoras, importadoras, el Instituto para la Defensa de las Personas en el Acceso a los Bienes y Servicios (Indepabis) y el Servicio Nacional Integrado de Administración Aduanera y Tributaria (Seniat), que tendrá la función de precisar los precios máximos sugeridos, y que se fijarán tomando en consideración las divisas otorgadas a la industria automotriz, los costos operativos, tributos y márgenes de ganancias para los concesionarios”.

Carros usados a precios justos

La ley que entrará en segunda discusión en los próximos días regulará también la venta de vehículos usados. El diputado indicó que “el Estado velará para que no se revendan a precios por encima de un automóvil nuevo”.

“Un vehículo usado nunca jamás se va poder vender por encima de un carro del año con esta nueva Ley”, afirmó Amoroso, tras explicar que para evitar las ventas con sobreprecio, las notarías no podrán oficializar ninguna transacción en la que el valor del carro supere al máximo sugerido por la comisión mixta.

Para un mayor control, estas instituciones deberán informar cada seis meses al Indepabis acerca de las transacciones que se registren, especificando los datos del comprador, vendedor y precio.

“Por ejemplo, un auto modelo Aveo, que tienen un precio promedio de 160.000 bolívares”

Asimismo, hizo mención a los sitios web que anuncian compra y venta de vehículos, y que en muchos casos ofrecen los automóviles a un precio que cuadruplica el que se consigue en las agencias autorizadas.

“Por ejemplo, un auto modelo Aveo, que tienen un precio promedio de 160.000 bolívares, se vende en los portales web a un monto que oscila entre los 500.000 y 600.000 bolívares”, acotó.

Indicó que “se prevén sanciones para las páginas web que especulen con los precios, las cuales comprenden desde suspensiones y hasta el cierre definitivo de los portales”.

“Aquí en Venezuela los encargados de ponerle el precio a los vehículos ya no serán las páginas web”, sentenció.

Seguros a montos reales

Elvis Amoroso informó que “la nueva ley regulará los seguros de los vehículos, en vista de que las empresas aseguradoras también incurren en estafas al consumidor, al obligarlo a adquirir una determinada póliza por un precio superior al del carro”.

El parlamentario aseveró que “la aplicación del instrumento legal impedirá que las aseguradoras coloquen pólizas de automóviles por encima del precio razonable establecido”.

“Ya no se podrá asegurar un vehículo que tiene uno o dos años a un precio superior al que se encuentra uno nuevo, que se oferta en el mercado. Ya no se podrá asegurar un vehículo que cueste 180.000 bolívares a más de 300.000″, indicó.

economía » en esta sección

buscador