×

Wall Street encadena seis máximos históricos tras subir un marginal 0,02%

Foto: Justin Lane / EFE

(Nueva York, 12 de marzo – EFE).- Wall Street se resistió hoy a echar el freno a su prolongada racha alcista y el Dow Jones de Industriales, su principal indicador, encadenó su sexto máximo histórico consecutivo gracias a una subida marginal del 0,02%, aunque el S&P 500 se alejó de su récord.

El Dow Jones, que durante buena parte de la sesión registró moderados recortes, consiguió remontar en la última hora de cotizaciones y sumar unos escasos 2,77 puntos que, sin embargo, le bastaron para firmar el mayor nivel de cierre de su historia: las 14.450,06 unidades.

Ese índice, que agrupa a treinta de las mayores empresas cotizadas de EE UU, ha conseguido acumular ocho jornadas consecutivas de avances por primera vez en dos años y se consolida así sobre niveles que no veía desde antes del estallido de la pasada crisis.

“Desde que comenzó el año, el desempeño de la bolsa ha sido ordenado, calmado y generalizado, lo que típicamente describe a un mercado que sigue queriendo subir”, dijo hoy a MarketWatch el jefe de estrategias de mercado de US Bank, Terry Sandven.

No corrió la misma suerte el selectivo S&P 500, que, si bien el lunes había quedado a un suspiro de su récord, los 1.565,15 enteros que alcanzó en 2007, hoy se alejó de ese nivel al bajar el 0,24% (-3,74 puntos) y quedar en las 1.552,48 unidades.

Presionado por el descenso del sector tecnológico, que se dejó en su conjunto un 0,55%, el índice compuesto del mercado Nasdaq descendió el 0,32% (-10,55 puntos) para cerrar en las 3.242,32 unidades, con lo que se replegó de su nivel más alto en doce años.

Aunque la jornada fue volátil, parecía que los inversores neoyorquinos se decantarían este martes por la toma de beneficios después de que el reciente “rally” de Wall Street llevase el lunes al Dow Jones a sumar cinco máximos históricos y al S&P 500 a quedar a menos de diez puntos de su propio récord.

Argumentaba la recogida de beneficios la ausencia de noticias macroeconómicas o resultados empresariales de relevancia en EE UU que motivasen a los operadores a dar continuidad a su sed compradora, a excepción del aumento de la confianza de los pequeños comercios el pasado mes.

No ayudó a arrojar definición a Wall Street la falta de rumbo con la que cerraron las bolsas europeas después de que la caída del 1,2% que sufrió la producción industrial británica se viera contrarrestada por unas previsiones económicas alentadoras en Alemania y unas exitosas subastas de deuda en España e Italia.

Tampoco pareció tener gran repercusión sobre el parqué neoyorquino el plan presentado hoy por el presidente del Comité de Presupuesto de la Cámara de Representantes, el republicano Paul Ryan, que marcó el inicio del proceso de negociaciones en el Congreso para sacar adelante el presupuesto del año fiscal 2014.

Ryan propuso recortar el gasto público en 4,6 billones de dólares para 2023, reducir los impuestos a individuos y corporaciones, y reformar los programas de beneficencia social, así como la anulación de la reforma de salud.

En el ascenso marginal del Dow Jones mucho tuvo que ver el repunte del 3,16% de la farmacéutica Merck tras anunciar que un comité independiente le ha dado el visto bueno para continuar con los ensayos clínicos de su medicamento para el colesterol, Vytorin.

También destacaron en ese índice los avances de la tecnológica Hewlett-Packard (1,76%) y la aeronáutica Boeing (1,47%), esta última tras publicarse que se ha adjudicado un multimillonario pedido de la aerolínea de bajo coste Ryanair.

Fuera de ese índice sorprendió el avance del 1,31% de Yum Brands, matriz de cadenas de comida rápida como Pizza Hut o KFC, tras anunciar unas ventas mejores de lo previsto en China, al tiempo que la cadena minorista Costco subió el 1,28% después de presentar unos resultados que superaron las expectativas.

Entre las empresas que cotizan en el Nasdaq y que no pertenecen al Dow Jones resaltaron los descensos de Blackberry (-2,89%) y Apple (-2,16%) a dos días para que su competidora Samsung presente en un esperado evento en Nueva York la cuarta generación de su popular Galaxy S.

En otros mercados, el petróleo de Texas subió a 92,54 dólares por barril, el oro ascendió a 1.591,5 dólares la onza, el dólar ganaba terreno frente al euro (que se cambiaba a 1,3034 dólares) y la rentabilidad de la deuda estadounidense a diez años retrocedía al 2,02%.