×

Wall Street logró nuevos récords sin que por ahora se perciba un límite

Foto: Andrew Gombert

(Nueva York, 10 de abril – EFE).- Wall Street puso hoy una nueva muesca en su pistola al sumar más récords en dos de sus principales índices, el Dow Jones y el S&P 500, mientras que por ahora los analistas parecen incapaces de predecir hasta dónde llegará esta singular racha alcista.

El índice Dow Jones de Industriales, que agrupa a 30 de las mayores empresas cotizadas de EE UU, subió un 0,88% (128,78 puntos) para cerrar en 14.802,24 enteros, mientras que el S&P 500 ganó un 1,22% (19,12 unidades) y quedó en 1.587,73 puntos.

Mayor aún fue la subida en el índice compuesto del mercado Nasdaq, que dio un salto del 1,83% (59,39 enteros) hasta situarse en 3.297,25 unidades, pero lejos todavía de su máximo histórico durante la burbuja de las “puntocom”.

Este mayor aumento del Nasdaq se debió a las apreciables subidas de algunas de las principales tecnológicas, como Facebook (3,69%), Apple (2,04%), Google (1,61%), Yahoo (1,55%) y Amazon (1,39%), que son las que más peso tienen en este índice.

Los mercados se orientaron desde el primer minuto de la sesión hacia las compras después de la divulgación de las minutas de la última reunión del Comité de Mercado Abierto de la Fed.

Ese documento mostró que un importante grupo de sus integrantes estuvo a favor de aminorar durante este año el ritmo de su impulso monetario a la economía, para terminarlo incluso antes de finales de este año, debido a la fortaleza del mercado de trabajo estadounidense.

En el Dow Jones de Industriales, un total de 26 de sus 30 componentes registraron ganancias, encabezadas por las farmacéuticas Merck (2,92%) y Pfizer (2,78%).

También destacó el conjunto del sector tecnológico, con Cisco (2,38%), Intel (2,34%) y Microsoft (2,26%).

En el lado opuesto, Wal-Mart (-0,96%) y Alcoa (-0,95%) sufrían las mayores pérdidas.

La jornada de hoy marcó la tercera consecutiva de aumentos en Wall Street, que parece inmune a las amenazas nucleares de Corea del Norte o a la falta de acuerdo entre los políticos de Washington sobre cómo lograr un equilibrio presupuestario en Estados Unidos.

Tras tocar fondo en marzo de 2009 como consecuencia de la crisis, el Dow Jones ha subido casi un 13% en lo que va de 2013 y ha batido en numerosas ocasiones los récords que había establecido en octubre de 2007.

El S&P 500 ha ganado algo más de un 11% desde el primero de enero, mientras que el Nasdaq se ha revalorizado algo más del 9%.

Los analistas se muestran divididos acerca de si este “rally” va a continuar o si se va a entrar en una fase descendente, bien sea por una toma de beneficios o porque los fundamentos de la economía estadounidense no son tan sólidos.

Por ahora, la opinión mayoritaria se orienta hacia el lado de la continuación de las subidas, sobre la base de que las acciones de muchas compañías del S&P 500 tienen aún un precio atractivo teniendo en cuenta la mejora de los resultados empresariales.

Además, la buena marcha de Wall Street en los últimos meses hace que al mercado estén llegando inversores que hasta ahora se habían mantenido en otras zonas de inversión.

Gene Peroni, vicepresidente de análisis de Advisor Asset Management, señala hoy en Marketwatch que su previsión inicial de que el Dow Jones llegue a 15.000 puntos este año puede quedarse corta si los resultados empresariales se mantienen por encima de las expectativas y la Reserva Federal “sigue comprometida con una política monetaria transparente”.