HERRAMIENTAS
Foto: EFE / David Fernández / Archivo

(Caracas, 15 de abril – Reuters).- Los precios al consumidor en Venezuela subieron un 7,9 por ciento durante el primer trimestre del año, montados sobre la aceleración del 2,8 por ciento que registraron en marzo ante un alza de los alimentos y de las actividades de esparcimiento, dijo el lunes el Banco Central.

La variación del Indice Nacional de Precios al Consumidor (Inpc) anualizada fue del 25,1 por ciento, superior al 24,6 por ciento del mismo lapso del 2012.

Venezuela proyectó para este año una inflación cercana a 16 por ciento, una meta que analistas piensan será superada dado el voraz crecimiento de los precios tras una devaluación en febrero y la creciente escasez de productos.

La variación de los precios de marzo fue ligeramente superior al 7,5 por ciento registrada en el mismo período del año anterior.

Nueve de las 13 agrupaciones mostraron variaciones por debajo del promedio general, de las cuales 4 se ubicaron entre 0,4 por ciento y 1,1 por ciento”, dijo el Banco en un breve comunicado.

El rubro de alimentos y bebidas alcohólicas, que es el de mayor peso en la canasta de los precios, saltó un 3,3 por ciento y lideró los aumentos quedando muy lejos del 0,4 por ciento reportado en febrero.

Las actividades conexas al esparcimiento aumentaron un 3,3 por ciento y el grupo que se aceleró más fue el de restaurantes y hoteles que creció 3,7 por ciento.

La institución publicó el indicador más tarde de lo usual y tampoco publicó en su boletín el índice de escasez como hace habitualmente. El indicador mide la existencia de productos básicos en los anaqueles venezolanos y según analistas está rompiendo su techo histórico.