×

Para exigir aumento salarial, 400.000 trabajadores de la construcción van hoy a huelga

Foto: Prensa Vicepresidencia / Archivo

(Caracas, 26 de junio. Noticias24) – Según información publicada en el diario La Verdad, empleados de la construcción iniciarán este miércoles un paro indefinido, como medida de presión para exigir un aumento salarial. Así lo dio a conocer Jorge Luis Ferreira, dirigente sindical, quien indica que el personal paralizará las obras que ejecutan las 80 mil empresas afiliadas a las Cámara Venezolana de la Construcción.

Ferreira, miembro de la Federación de Trabajadores Bolivarianos del sector destacó que cuatrocientos mil empleados en todo el país congelarán sus actividades. “La paralización que afecta únicamente la ejecución de obras privadas es protagonizada por 400 mil personas en todo el país”.

Explicó que la suspensión de actividades alcanza a todos los proyectos que adelantan las empresas afiliadas a la Cámara Venezolana de la Construcción (CVC), que según los cálculos del dirigente sindical suman 80 mil en todo el país, de las cuales cinco mil funcionan en el estado Zulia.

A continuación el texto publicado en el diario La Verdad:

Ferreira sostuvo que la acción se lleva a cabo debido a que la CVC se niega a reconocer un aumento salarial de 25 por ciento para los años 2013, 2014 y 2015.

“Hace dos semanas la Cámara Bolivariana de la Construcción ofreció un incremento de 25 por ciento, que fue aceptado por todas las federaciones. La Cámara Venezolana de la Construcción inicialmente aceptó la propuesta, pero luego se negó a firmar el acta del acuerdo”.

El sindicalista afirmó que la paralización afecta la ejecución de proyectos de todo tipo, incluidos los centros comerciales, edificios y conjuntos residenciales.
La masa laboral solo mantiene operaciones en las obras de Gobierno, entre ellas el puente Nigale (Zulia), la tercera vía sobre el río Orinoco y la hidroeléctrica Tocoma (Bolívar).

Con los “brazos caídos”

Durante una rueda de prensa, el representante de la federación indicó que los trabajadores asisten a sus áreas habituales, pero no cumplen sus funciones, sino que se mantienen con los “brazos caídos”.

“Instamos a los trabajadores a ser disciplinados, que cumplan con el llamado de las federaciones (…) Les vamos a dar duro a esas empresas, porque la paralización es indefinida“.

La solicitud de aumento surgió luego de que el Gobierno decretó desde el 1 de mayo un ajuste de 20 por ciento del salario mínimo, y en vista de que el contrato colectivo del sector se encuentra vencido desde hace un año.

Por Daniela García