HERRAMIENTAS
Foto: Lucy Nicholson / Reuters

(Nueva York, 10 de julio. Reuters) .- Los precios del petróleo en Estados Unidos subieron casi 3 dólares por barril el miércoles a máximos en 16 meses, lo que redujo el diferencial frente al Brent a menos de 2 dólares, después de que datos mostraron el mayor declive quincenal en las existencias de crudo estadounidense del que se tenga registro.

Los inventarios de crudo en Estados Unidos cayeron casi 10 millones de barriles por segunda semana consecutiva, destacando un inesperadamente rápido ajuste del mercado luego de tres años de refrenados suministros debido a un dramático resurgimiento en la producción doméstica.

Las señales de la mayor demanda de refinación en seis años y un incremento de más de un 2 por ciento en la demanda de gasolina respecto al año pasado también sumaron ganancias.

El inicio del verano boreal, el reinicio de la refinería Whiting de 400.000 barriles por día de BP y nuevos oleoductos para agotar las cantidades adicionales de crudo de Cushing, Oklahoma, el punto de entrega de los contratos en Estados Unidos, han ayudado a agotar la abundante oferta en la región central del país, causando la abrupta reducción del diferencial entre el crudo Brent y el WTI.

El petróleo en Estados Unidos cerró con alza de 2,99 dólares, a 106,52 dólares por barril, registrando su mayor avance diario desde mayo y su mayor incremento de tres semanas desde marzo del 2011.

Los precios cayeron apenas tras conocerse las minutas de la reunión de la Reserva Federal en junio – que alentó una ola vendedora en muchos mercados financieros por el temor de que la Fed comience a reducir sus estímulos – que mostraron que muchos funcionarios querían mayor seguridad sobre la recuperación del sector laboral antes modificar la actual política.

El petróleo Brent ganó 70 centavos, a 108,51 dólares, aunque el avance fue limitado por preocupaciones sobre un débil crecimiento en China, que reportó importaciones y exportaciones menores a lo esperado y una caída de un 1,4 por ciento en las importaciones de crudo en la primera mitad del año.

Pese a los decepcionantes datos de China, la Opep espera que la fortaleza económica impulse la demanda global de petróleo en 1 millón de barriles por día en el 2014, el mayor nivel de crecimiento desde el 2010.

En un reporte mensual, la Organización de Países Exportadores de Petróleo (Opep) dijo que su participación en el mercado mundial de crudo caería en 2014 debido al creciente suministro de petróleo de esquisto de Estados Unidos