×

Panorama: empresarios piden abrir el Sicad para los sectores de alimentos y construcción

Foto: Reuters

(Caracas, 29 de julio – Noticias24).- Sectores productivos del país, consideran que están siendo limitados en las subasta de divisas que realiza el Gobierno nacional, a través del Sicad.

Señalan que para mejorar la economía del país, deben “ampliar el universo” de oferta de divisas, así como informar con antelación los cronogramas de las mismas para estar preparados.

El diario Panorama abordó este importante tema, consultando a algunos representantes de los sectores productivos del país y especialistas en el tema.

A continuación el texto completo:

El Sistema de Compensación de Administración de Divisas (Sicad) abre este lunes su tercera oferta por 180 millones de dólares, 150 millones para empresas y 30 millones para personas naturales, con la finalidad de agilizar la entrega de divisas a los distintos sectores que urgen del “billete verde” para hacer sus transacciones.

Esta suma se encuentra por debajo de los 200 millones anunciados para la subasta anterior, que al final fue aumentada a 215 millones de dólares y los 200 millones de la primera oferta.

Tal cual lo anunció el Gobierno nacional el mes pasado, ahora el Sicad —que llegó para sustituir al Sitme— ha ofertado este mes dos subastas; pero aún sigue limitando los sectores que están siendo llamados a participar.

Ante esta realidad, representantes empresariales exigen un cronograma informativo sobre las subastas, con la finalidad de conocer las fechas en las que participarán y así estar preparados.

Esta es la opinión de Francisco Juaristi, presidente de la Cámara de Industriales del Zulia, quien considera que en principio la venta de las divisas debería estar abierta para todos los sectores que impulsan la economía nacional.

“El problema de la escasez de divisas no se resuelve con incluir un grupo, pues de qué te sirve darle a dos sectores cuando hay un universo como el de alimentos, construcción, farmaceútico, automotriz o radioeléctrico, entre muchos otros que están necesitados para impulsar la economía”.

Precisamente, Aquiles Martini, presidente de la Cámara Inmobiliaria de Venezuela, ha manifestado que el sector se ve afectado al no estar incluido en las dos últimas subastas.

En su análisis, Juaristi subrayó que si el Gobierno “hace un cronograma de sectores que se van a ayudar, nosotros podríamos organizarnos mejor y tener un mejor papel. Así cada quien se va preparando y hasta puede hablar con sus proveedores y decirles para cuándo se garantizan los pagos y ellos ya tienen noticias seguras”.

Esta acotación surge debido a que la convocatoria publicada por el Banco Central de Venezuela (BCV) el pasado 11 de julio incluyó a personas naturales (viajeros) y entre las jurídicas debidamente inscritas en el Registro de Usuarios del Sistema Complementario de Administración de Divisas (Rusicad), fueron solo para las domiciliadas en las “zonas libres” de los estados Nueva Esparta y Falcón, así como a las empresas pertenecientes al sector automotriz (autopartes) o salud (equipos médicos y repuestos) domiciliadas en cualquier parte del territorio.

Mientras que para la apertura de hoy se mantuvo las zonas libres antes indicadas y se amplió solo hacia “personas jurídicas del sector librería y útiles, jugueterías, comercio y manufactura (ambos únicamente juguetes) e informático (partes, repuestos y componentes) domiciliadas en todo el territorio nacional”, publicó el BCV el viernes.

Aunado a la participación de los naturales, a quienes les fueron ampliados los requisitos y ahora deberán presentar la visa vigente al subastar.

Se aclaró además que no podrán ofertar los naturales o jurídicos que subastaron en la convocatoria anterior.
La presidente del Banco Central de Venezuela, Edmée Betancourt, el jueves confirmó que la convocatoria para la nueva subasta del Sicad, asomando que se incluirían dos sectores más y así se hizo, respondiendo al clamor que había hecho, sobre todo, el sector juguetero, que debe hacer sus pedidos con tiempo antes de la Navidad.

En esta subasta se aprobó para las personas jurídicas 150 millones de dólares, con un compra mínima de $8.000 y el máximo de $900.000. A su vez, para las naturales será de 30 millones, para una compra mínima de 500 y un máximo 5.000 dólares.

El tipo de cambio oficial a través de Cadivi es de 6,3 bolívares por dólar, mientras que para la puja en el Sicad el BCV no ha informado de cuánto ha sido la venta, aunque fuentes del sector aseguran que está entre 11 y 13 bolívares.
El ministro de Finanzas Nelson Merentes, aunque tampoco anunció en cuánto se está haciendo esta venta, destacó en una entrevista que el tipo de cambio puede variar en cada subasta e “incluso pudiera bajar más”.

Juaristi acotó que “sobre la subasta anterior el Gobierno y el Banco Central de Venezuela “no terminan de dar la información clara, correcta o completa”. “Hay la incógnita sobre a cuáles empresas se están entregando las divisas de la primera subasta, porque yo he empezado a preguntar en la región quiénes fueron beneficiados y ninguno contesta o no sabe”.

“Vamos a hacer un cronograma real y justo para que cada semana, cuando surjan las subastas, cada sector sepa hacia quiénes va dirigido”, reiteró.

El presidente de Fedecámaras, Jorge Roig, ha dicho que algunas empresas registran retraso en la liquidación por parte de Cadivi, mientras que “el Sicad no está cumpliendo con las expectativas de dar dólares a quienes realmente lo necesitan que es el sector productivo del país”, situación que debe cambiar.

Con información de Panorama