El jeroglí­fico de Bandes

El jeroglí­fico de Bandes

Mientras, los balances del Bandes (Banco de Desarrollo Económico y Social) en enero son jeroglí­ficos indescifrables. En diciembre “rasparon la olla” con BsF 32 millones en gastos generales y BsF 14 millones en nómina. Pagaron “pasivos” en enero por BsF 732.263 sin destino conocido.

Aumentaron los créditos en 21%, cuando en enero no se presta. Incrementaron 53% los depósitos en otros bancos. Tuvieron que vender tí­tulos valores por BsF 319 millones.

No tiene capital social y tampoco paga impuesto sobre la renta. De las disponibilidades deposita el 2% en el BCV, 86% en otros bancos y 12% en el exterior.

Es evidente que el Banco de Desarrollo Económico y Social de Venezuela, junto con el Fonden, son las cajas negras del gobierno que financia los recursos para atender el “proyecto” en el ámbito nacional e internacional. El Bandes, sin capital social y menos pagado, sin embargo, tiene aportes patrimoniales no capitalizados por BsF 2.420 millones y unos resultados acumulados por BsF 6.912 millones que nadie sabe de dónde salieron. Para colmo, no paga el impuesto sobre la renta. Sus disponibilidades representaron el 0,18% de sus activos, los créditos 22%, las inversiones en tí­tulos valores 63% y las inversiones en filiales el 13%, corroborando que éste no es ningún banco de desarrollo, sino un banco de inversión cualquiera.

La evidencia muestra que este banco es un apéndice del ministerio de Finanzas y da la casualidad, que el presidente de Bandes -Rafael Isea- es también ministro de Finanzas, lo cual explicarí­a el silencio de las autoridades nacionales de supervisión.

Enero: balances caóticos en Venezuela-Santander y BANDES

En enero, al Banco Venezuela-Grupo Santander, el gobierno venezolano le “retiró” Bs.F. 221 millardos de depósitos oficiales y el banco se desquitó reduciendo los créditos en Bs.F. 120 millardos.

El Venezuela-Santander está en los punteros la de la banca privada venezolana.

El primer mes del año, tradicionalmente malo, las captaciones del Venezuela-Santander sólo aumentaron en 0,07%. Cayeron las cuentas de ahorro en 1,70%, las otras obligaciones, a la vista, en 5,80%, lograron expulsar el 20,31% de los depósitos a plazo para bajar los gastos financieros .

Ante la caí­da de los depósitos oficiales, la gerencia tuvo que quemar los créditos back-to-back navideños que siempre otorgan para subir las captaciones y cumplir con las “gavetas obligatorias”, disminuyendo la cartera de créditos en 120 mil millones de bolí­vares fuertes, mientras al contrario, subieron las inversiones en tí­tulos valores por 242 millardos, como para congraciarse con el gobierno y lograr que la inversora ganara. Contablemente, dejaron los resultados acumulados iguales, lo que es un error garrafal del balance. Tampoco se explica que, con una reducción del 4% en los ingresos financieros, hayan ganado 52% más que en diciembre. En Madrid se jalaron las greñas, ante tamaña “contabilidad”.

(R.S. – completo en Reporte- 19.2.08)