El crudo y el Euro baten records


Los futuros del crudo de los EEUU subí­an más de tres dólares, a un máximo de u$s102,74 el barril y también rompió la marca ajustada por inflación de u$s102,53 de 1980. La subida fue impulsada por compras especulativas ante un debilitamiento del dólar y las noticias de un incendio en una terminal británica de gas natural, según reseñó Infobae.

Foto: Andrew Brookes

Los precios del crudo superaron el récord ajustado por inflación de 102,53 dólares el barril alcanzado en 1980, calculado por la Agencia Internacional de la Energí­a (AIE).

En la Bolsa Mercantil de Nueva York, el crudo para entrega en abril ganaba 2,95 dólares, o un 2,96%, a u$s102,59 el barril, luego de operar en un rango de entre u$s98,91 y un récord de 102,74 dólares.

La escalada del precio del crudo iba un dí­a más en consonancia con un fuerte debilitamiento del dólar frente al euro y otras divisas, por tercera jornada consecutiva.

La divisa norteamericana se situaba en un cambio en torno a los 1,52 dólares/euro y el yen se apreciaba hasta los 105 yenes/dólar, casi un yen menos que el dí­a anterior.

El euro llegó a subir hasta 1,5204 dólares, de acuerdo con datos de Reuters, antes de ubicarse en 1,5201.

El dólar apenas siguió pagando las consecuencias del discurso del gobernador del Banco central norteamericano (FED), Ben Bernanke, sobre una reducción rápida de las tasas de interés, pese a los riesgos crecientes de inflación, con el fin de sostener una economí­a norteamericana minada por la crisis inmobiliaria y las pésimas condiciones de crédito.

El euro se beneficia con la acumulación de noticias negativas para la economí­a norteamericana, que afectan al dólar.

Sacudida por la crisis inmobiliaria, la economí­a estadounidense creció solamente 0,6% en el cuarto trimestre de 2007, según una nueva estimación del Producto Interno Bruto, que confirmó la anterior. Se sitúa en consecuencia en su nivel más bajo desde fines de 2002.

Los operadores tampoco pierden de vista conflictos en el ámbito internacional, como el que ocurre en torno a la frontera entre Turquí­a e Irak, por las negativas consecuencias que pueden para el flujo regular de suministros desde esa región.

Noticias que llegaban al mercado que aludí­an a más recortes de producción en Nigeria, a causa de ataques a instalaciones petroleras, también contribuí­an a que el precio del crudo neutralizase el descenso que registró el miércoles en el mercado neoyorquino.

Ví­a Infobae