Merkel afirmó que aún no hay decisión definitiva sobre Opel

Foto: REUTERS/Tobias Schwarz

La canciller alemana, Angela Merkel, afirmó hoy que aún no se ha dicho la última palabra sobre Opel, pese al rechazo expresado por su propio gobierno a conceder las ayudas estatales solicitadas por el consorcio matriz General Motors (GM).

La situación del fabricante de automóviles se abordará con los primeros ministros de los “Lí¤nder” con plantas de Opel, dijo Merkel, respecto a la reunión convocada para mañana, en la que se estudiarán posibilidades de ayuda para la plantilla.

Las declaraciones de la canciller siguen al anuncio efectuado por el ministro de Economí­a, Rainer Brí¼derle, de que no habrá ayuda estatal.

El anuncio fue recibido con “decepción” por el consejero delegado de Opel, Nick Reilly, quien consideró que “la decisión es difí­cil de entender” después de un largo proceso de negociación.

El consejero delegado de Opel aseguró que los estados federados con plantas de Opel (Renania-Palatinado, Renania del Norte Westfalia, Hesse y Turingia) estaban dispuestos a proporcionar los ayudas públicas.

Reilly explicó que ahora GM estudiará todas las posibilidades de financiación y esperó que no se retracten otros paí­ses europeos que ya han asegurado las ayudas, como el Reino Unido y España, que, según dijo, ha asegurado ayudas por unos 330 millones de euros.

El comité de empresa de Opel criticó que el Gobierno alemán haya rechazado conceder ayudas a la empresa automovilí­stica a diferencia de lo que han hecho los gobiernos de otros paí­ses europeos donde la matriz General Motors también tiene filiales.

Ví­a EFE