BCV difundió montos máximos de divisas en nuevo mercado permuta


El Banco Central de Venezuela (BCV) informó hoy el monto máximo de divisas a las que pueden aspirar empresas y particulares en un nuevo mercado cambiario, donde la paridad es superior a las otras dos también fijadas por el Gobierno.

Este mercado controlado en exclusiva por el BCV comenzó a operar el pasado 9 de junio y complementa las operaciones que controla la también gubernamental Comisión de Administración de Divisas (Cadivi), en el marco de un control estatal en vigor desde 2003.

Las empresas radicadas en Venezuela podrán adquirir un máximo de 350.000 dólares mensuales a través del Sistema de Transacciones de Tí­tulos en Moneda Extranjera (Sitme), que permite obtener dólares mediante la transacción de bonos en divisas emitidos por la República, dice el instructivo que el BCV difundió hoy.

La cotización en el Sitme alcanzó en su primera semana de operaciones una tasa de cambio implí­cita de 5,3 bolí­vares por dólar, en tanto que las cotizaciones en Cadivi son de 4,3 bolí­vares por dólar, e incluso hay una de 2,6 bolí­vares por dólar para importaciones consideradas esenciales, principalmente estatales.

Hasta inicios del mes pasado, los importadores que requerí­an divisas adicionales a las de Cadivi las obtení­an adquiriendo bonos en el “mercado permuta”, que estuvo controlado por casas de valores y sociedad de corretaje.

El Gobierno del presidente Hugo Chávez suspendió el “mercado permuta” el pasado 18 de mayo, cuando el dólar alcanzó el récord de 8,2 bolí­vares, tras sostener que se habí­a contaminado con prácticas especulativas y de lavado de capitales.

Tras ello, decenas de esas casas de valores y sociedad de corretaje han sido intervenidas y sus directivos han sido detenidos.

“Las personas jurí­dicas domiciliadas en el paí­s podrán adquirir tí­tulos a través del Sitme hasta un máximo de un valor efectivo equivalente a 50.000 dólares diarios, siempre que no exceda de un equivalente a 350.000 mensuales”, dice el instructivo del BCV.

Sobre los particulares, dice que se permite la adquisición de tí­tulos equivalentes a un máximo de 5.000 dólares anuales para quienes requieran financiar “gastos de estudios en el exterior”, “atender gastos de consumo para viajes al exterior” y para el “pago de bienes requeridos para la prestación de servicios profesionales”.

Para quienes requieran enviar remesas familiares al exterior, el instructivo detalla que podrán adquirir tí­tulos en el Sitme “hasta un máximo de un valor efectivo equivalente a 1.000 dólares mensuales, siempre que no exceda de un valor efectivo equivalente a 6.000 dólares anuales”.

Por último, se faculta la compra de tí­tulos “hasta un máximo de un valor efectivo equivalente a 10.000 dólares anuales para casos especiales de salud, educación, cultural y deportivo”.

Al igual que sucede con las peticiones a Cadivi, las necesidades de divisas también deben justificarse ante el BCV.

“No es que usted va a agarrar (una cantidad de bolí­vares suficientes) para pedir un millón de dólares diciendo que tiene un compromiso, pero no lo justifica”, explicó la semana pasada Ricardo Sanguino, presidente de la Comisión de Finanzas del Parlamento.

El Sitme reemplazó al “mercado permuta” porque en este imperó una “perversidad” que incrementó a diario la cotización del dólar, con su respectiva repercusión en la inflación nacional, añadió Sanguino.

Esa cotización “especulativa”, agregó, “estaba siendo utilizada para fijar precios, dentro de las estructuras de costos de la producción de bienes y servicios” de cada empresa, incidiendo así­ en la inflación nacional, y a pesar de que “muchos” empresarios atendí­an sus importaciones con divisas proporcionadas a menor precio por Cadivi.

Sanguino remarcó que la intención del Gobierno con la instauración del Sitme es que la cotización allí­ “se acerque” a la oficial de 4,3 bolí­vares por dólar de Cadivi.

También aclaró que las compañí­as que piden divisas a Cadivi no pueden acceder al nuevo mercado para lo mismo, porque “el que viene acá (al Sitme) es porque no está en Cadivi”, remarcó.

Ví­a EFE