Tanqueros afectados por derrame en el Lago de Maracaibo comienzan a zarpar

Foto: Archivo

Los buques petroleros que habí­an sido frenados por un derrame de crudo en el Lago de Maracaibo, en Venezuela, empezaron a zarpar el fin de semana y agilizaron los enví­os de la estatal PDVSA a Estados Unidos, dijo el lunes un operador naviero.

El crudo manchó la semana pasada los cascos de cinco embarcaciones que habí­an cargado en el terminal Bajo Grande, en el estado occidental de Zulia. Petróleos de Venezuela (PDVSA) negó inicialmente la fuga de hidrocarburos, pero luego organizó equipos de limpieza.

Las tareas se hicieron de forma manual y demoraron más de lo previsto, lo que retrasó varios despachos de crudo del paí­s miembro de la OPEP que estaban programadas para el mercado estadounidense.

“Algunos de los barcos que esperaban terminar la limpieza para completar carga y partir al exterior lo hicieron el fin de semana”, dijo un operador, que prefirió no ser identificado.

Venezuela aumentó en marzo sus despachos de hidrocarburos a Estados Unidos a un promedio de 1,06 millones de barriles por dí­a (bpd), pero no logró contrarrestar la caí­da que acumulan en los últimos años.

La mayorí­a de los tanqueros que parten de Venezuela son alquilados por PDVSA, cuya flota propia es insuficiente para atender la demanda.

Los dí­as que esas embarcaciones permanecen fondeadas implican erogaciones de dinero para la empresa estatal.

Los derrames de hidrocarburos en el Lago de Maracaibo, una de las zonas más antiguas de explotación petrolera del paí­s, son frecuentes, dada la extensa cantidad de tuberí­as en su lecho.

(Por Marianna Párraga; editado por Esteban Israel)
Reuters