Lula refuerza sus lazos económicos con ífrica oriental en Kenia y Tanzania

El presidente brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, participa en un seminario empresarial Brasi-Kenia, en Nairobi (Kenia), hoy martes 6 de julio de 2010. La visita de Lula da Silva al paí­s forma parte de su gira de diez dí­as por el continente africano. EFE/Dai Kurokawa

El presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, visita entre hoy y mañana Kenia y Tanzania para reforzar las relaciones polí­ticas y económicas de su paí­s con ífrica oriental, en la última gira que realiza por el continente antes de abandonar la Jefatura del Estado el próximo mes de enero.

El gobernante del mayor paí­s suramericano inició esta gira en la región occidental de ífrica, con una Cumbre en Cabo Verde con la CEDEAO, ha estado en Guinea Ecuatorial, llegó anoche a Kenia, esta noche viajará a Tanzania, y posteriormente se trasladará a la zona meridional del continente, donde visitará Zambia y Sudáfrica.

Durante la visita a Kenia, Lula, que está acompañado de sus ministros de Exteriores, Celso Amorim, de Información, Franklin Martins, además del secretario de Promoción Racial, Eloi Araujo, firmó seis acuerdos sobre inversiones, cooperación y educación, informaron los medios locales.

Lula se reunió con su colega keniano, Mwai Kibaki, para tratar sobre todo asuntos comerciales y de la cooperación entre los sectores público y privado de Kenia y Brasil, una de las grandes economí­as emergentes, que en los últimos años ha ampliado su área de influencia en mundo y también en ífrica.

Al término del encuentro, Kibaki y Lula dijeron a los periodistas que Brasil ayudará a Kenia a desarrollar su agricultura para la producción de biocombustibles, un campo en el que la tecnologí­a brasileña está muy desarrollada.

“Kenia está especialmente interesada en explotar los avances brasileños en el área de la tecnologí­a del biodiesel, en la que los brasileños son los lí­deres mundiales”, dijo Kibaki, según la página web del diario Daily Nation de Nairobi.

Por su parte, Lula insistió en la “deuda histórica” de Brasil con ífrica, reiteró su intención de abrir este mismo año una universidad afro-brasileña, enfatizó el deseo de incrementar el intercambio comercial y aseguró que su paí­s transferirá tecnologí­a para el desarrollo africano.

Además, sobre el cambio climático, del que ífrica tiene escasa responsabilidad debido a su poca producción industrial, pero del que puede ser una de las principales ví­ctimas, Lula señaló que “haremos todo lo posible para mejorar la calidad del aire que respiramos al reducir las emisiones de gases de efecto invernadero“.

Antes de salir para Tanzania, donde debe reunirse con el presidente, Jakaya Kikwete, Lula clausuró una reunión de empresarios brasileños y kenianos, destinada también a promover los intercambios comerciales y la colaboración financiera entre ambos paí­ses.

Mañana, después de acudir a otro encuentro de empresarios y a la Feria Internacional de Comercio de Dar es Salaam, Lula viajará a Lusaka, la capital de Zambia, la penúltima etapa de su gira, antes de llegar el dí­a 9 de julio a Sudáfrica, donde participará en la presentación del Mundial de Fútbol 2014, que tendrá lugar en Brasil.

Pese a la eliminación de Brasil del actual Mundial Sudáfrica 2010, que acaba el próximo 11 de julio, Lula acudirá a la final del campeonato, que tendrá lugar en el estadio Soccer City, de Soweto.

Ví­a EFE