La OIT y Cepal optimistas sobre la recuperación del empleo en Latinoamérica

(Foto AP/Eugene Hoshiko, archivo)

La Organización Internacional del Trabajo (OIT) y la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) se mostraron hoy optimistas sobre la recuperación del empleo en la región, tras la crisis económica que se cobró más de 2,2 millones de puestos de trabajo el año pasado.

Marí­a Elena Valenzuela, especialista regional de Género y Empleo de la OIT, destacó las polí­ticas aplicadas por los Gobiernos de la región para enfrentar los efectos de la crisis financiera internacional, lo que evitó la pérdida de más empleos.

“La crisis afectó menos de lo que se esperaba”, subrayó Valenzuela en la inauguración en la capital dominicana de las reuniones de los Grupos de Trabajo de la Conferencia Interamericana de Ministros de Trabajo (CIMT) de la Organización de Estados Americanos (OEA).

Asimismo, ponderó el aumento de la participación laboral de las mujeres en América Latina y el Caribe, aunque recomendó la adopción de más polí­ticas a favor de éstas en el sector.

En tanto, Jí¼nger Weller, economista de la división de desarrollo económico de la Cepal, destacó la recuperación que ha experimentado el empleo en los últimos meses en distintos paí­ses, al tiempo que abogó por el fortalecimiento del diálogo social para continuar enfrentado los efectos de la crisis económica.

El economista dijo a Efe que la mejora de la economí­a mundial contribuyó con el aumento de la exportación de una serie de productos, lo que, según dijo, “es un factor para la recuperación de los niveles de empleo”.

El economista ponderó la estabilidad de los salarios reales en medio de la crisis económica, lo que, según explicó, se debió a la reducción de la inflación del año pasado como consecuencia de la corrección de los precios internacionales de los alimentos y los combustibles.

“Ahora estamos saliendo de la crisis con cierta fortaleza y mayor rapidez de lo previsto, en buena parte por las polí­ticas anticí­clicas que emplearon los Gobiernos”, argumentó.

No obstante, aclaró que “hay incertidumbre” debido a que se prevé un descenso en la tasa de crecimiento económico regional para 2011, lo que afectará de alguna manera el mercado laboral.

El economista participa junto a encargados y representantes de los ministerios de Trabajo de los paí­ses americanos en reuniones para debatir, entre otros temas, los efectos de la crisis económica mundial sobre el empleo, así­ como las iniciativas de formación para el trabajo y cooperación laboral.

En las citas participan además expertos de la OEA, que coordina la reuniones junto al Ministerio de Trabajo dominicano y el Programa Laboral canadiense.

Ví­a EFE