Opep considera subir sus lí­mites formales de producción

Foto: Desmond Boylan / Reuters / Archivo/

DUBAI/LONDRES, mayo 5 (Reuters) – La Opep considera subir sus lí­mites formales de producción cuando se reúna en junio en una apuesta por convencer al mercado petrolero de que quiere bajar los precios del crudo y revertir el impacto de los altos valores del combustible sobre el crecimiento económico.

A pesar de la pérdida del suministro libio desde fines de febrero, la Organización de Paí­ses Exportadores de Petróleo no ve un desabastecimiento de crudo en los mercados mundiales, un panorama en gran medida apoyado por los datos sobre inventarios globales, que son confortables.

Pero algunos en el organismo ven la necesidad de dar una señal clara de que la Opep está preparada para tomar medidas para llevar al crudo por debajo de los 100 dólares el barril otra vez, dijeron delegados del grupo.

Arabia Saudita ya prometió a Estados Unidos y al resto del mundo mantener bien suministrados a los mercados petroleros y mantuvo esa promesa al incrementar la producción por encima de sus cuotas,” dijo un delegado del Golfo Pérsico.

“Pero esto no parece tener un impacto sobre el precio, entonces creo que la Opep podrí­a considerar aumentar la producción como factor psicológico que podrí­a ayudar a que los precios bajen”, agregó.”

Cada vez hay más evidencia de que los precios del crudo están empañando la recuperación en Occidente, lo que a su vez mitiga la demanda de combustible.

“Parece que, por alguna razón, la Opep renunció a un protagonismo activo en la formación de precios, dejándolo en manos del mercado, que incluye operadores especulativos,” dijo Pierre Terzian, de la consultora Petrostrategies. “A largo plazo, la Opep se verá la más afectada por el impacto de los precios altos sobre la demanda”, añadió.

Arabia Saudita, un productor clave, se ve cada vez más frustrado porque, a pesar de sus esfuerzos unilaterales por bombear más para reemplazar la producción libia perdida, los precios se mantuvieron altos y cerca de 120 dólares el barril para el Brent.

Riad está entre los miembros de la Opep que decidieron que no era necesaria una reunión de emergencia por la escasez libia, posiblemente socavando la credibilidad de la unidad del organismo.

La intervención la semana pasada del presidente estadounidense, Barack Obama, con un llamado por medidas contra los altos precios del combustible fue vista por paí­ses de la Opep como politiquerí­a doméstica estadounidense, pero sumó presión sobre los miembros del grupo más cercanos a Washington, encabezados por Arabia Saudita, para demostrar que algo hacen.