Ministro Ramí­rez dice que Pdvsa evalúa alcance de sanciones de EE UU

Foto: REUTERS/Carlos Garcia Rawlins

Venezuela evalúa los alcances de las sanciones que impuso Estados Unidos a la petrolera estatal Pdvsa para saber si podrá cumplir con sus compromisos energéticos, dijo el martes el ministro de Energí­a, Rafael Ramí­rez.


“Garantizamos el suministro a nuestras filiales
, pero evaluarí­amos el suministro a otros clientes”, dijo Ramí­rez a periodistas.

El también presidente de Pdvsa indicó que la estatal ha tomado un conjunto de medidas con anticipación en su relación petrolera con otros paí­ses.

“Nosotros hemos fortalecido con otros paí­ses hermanos y potencias internacionales como es el caso con las relaciones con China y todas las relaciones que tenemos internacionalmente (…), el Gobierno nacional en este momentos no tiene ningún contrato con el Gobierno Norteamericano“, aseveró Ramí­rez al responder si la sanción afectará los contratos con el paí­s del norte.‬

Venezuela cuenta con dos filiales en el paí­s del norte, Citgo y Hovensa.

Estados Unidos es el mayor socio comercial petrolero de Venezuela, que vendió un promedio de 987.000 barriles por dí­a (bpd) al paí­s norteamericano el año pasado, según datos estadounidenses.

Sin embargo, según cifras venezolanas, los enví­os rondarí­an 1,2 millones de bpd.

“Garantizamos el suministro a nuestras filiales, pero evaluarí­amos el suministro a otros clientes”

‪‪Acotó que esta medida “no tiene una implicación directa” con Venezuela. “Lo que está indefinido es el tema de las licencias de importación, de manera que hay que preguntarles -a Estado Unidos- ¿cuál es el alcance de sus medidas?, nosotros recibimos declaraciones informales de funcionarios de muy bajo rango, ellos han puesto nuestra relaciones en esos término, esto tiene que ver con el orden polí­tico”.‬

El Ministro aseguró que el Gobierno bolivariano ha avanzado en el desarrollo de una polí­tica de plena soberaní­a petrolera la cual tiene una arista internacional muy importante relacionada con el “rol extraordinario” que el Gobierno nacional ha jugado en el fortalecimiento de los paí­ses de la Organización de Paí­ses Exportadores de Petróleo (Opep).

“Hoy se pretende sancionar a Venezuela por nuestra estrecha colaboración con un paí­s miembro fundador de la Opep, la República islámica de Irán; una colaboración que no solo se manifiesta en el tema empresarial, sino que es una cooperación amplia y estrecha con los paí­ses miembros de la Opep en defensa de nuestro recurso natural y de la revalorización de nuestro petróleo”, expresó Ramí­rez en rueda de prensa conjunta con el Canciller de la República durante una cadena nacional de radio y televisión.

Agregó el Ministro que se trata de un derecho al que no van a renunciar ni a abdicar, por lo que seguirán estrechando su colaboración con otros paí­ses productores de crudo.

“Yo creo que acá no se trata de caer en la lógica del Gobierno Norteamericano, de ver cuales son las razones por las cuales nos sancionaron, podrí­amos entrar en una discusión interminable de que si despachamos o no bajo la óptica de Estados Unidos“, destacó el Ministro Ramí­rez

En este sentido, aseguró que Venezuela no va a aceptar que nadie trate de imponer sanciones para dirigir el destino del paí­s. “Hoy es Iran, mañana puede ser otro paí­s, no vamos a caer en ese juego de discutir con ellos (EE UU), si consideran o no las sanciones de acuerdo a sus polí­ticas internas”.

Agregó que el Gobierno nacional sabe que está actuando la ultraderecha norteamericana que ha capturado la decisiones de un Gobierno debilitado y que, en consecuencia, está tomando acciones de este tipo contra Venezuela. “Nosotros podemos decir una cosa hoy (sobre esta sanción) pero ellos mañana buscarán otro argumento”.

Más temprano, una fuente de la firma dijo a Reuters que las sanciones que le impuso Estados Unidos por vender gasolina a Irán tendrán un impacto mí­nimo sobre su actividad comercial.

De las tres sanciones a la estatal, solo se podrí­a ver afectado un pequeño volumen de exportaciones que realiza Citgo a la red venezolana de refinerí­as.

La petrolera considera que las medidas son una “respuesta polí­tica” de Washington a las constantes crí­ticas que realiza el Congreso de ese paí­s al presidente venezolano, Hugo Chávez.

Según la agencia de noticias, un funcionario de alto nivel de Estados Unidos dijo que en la mayorí­a de los casos las sanciones tení­an un impacto inmediato “mí­nimo”, pero que eran un mensaje fuertemente disuasivo.

La posición de la consultorí­a jurí­dica de Pdvsa es similar, al considerar que, de las tres sanciones a la estatal, sólo se podrí­a ver afectado un pequeño volumen de exportaciones que realiza Citgo a la red venezolana de refinerí­as.

“Las otras dos (sanciones) no aplican porque Pdvsa no tiene deuda ni intenciones de endeudarse con el Banco de Importaciones-Exportaciones de Estados Unidos y tampoco participa en las licitaciones oficiales en ese paí­s“, dijo la fuente, quien prefirió el anonimato.

Hasta ahora las autoridades venezolanas no han comentado sobre el tema, pero la fuente dijo que las medidas no tuvieron mayor alcance porque lo único que busca el Gobierno de Barack Obama es calmar los ánimos del Congreso estadounidense, donde muchos de sus miembros son abiertos crí­ticos de Chávez.

Con información de Reuters por reportes de Marianna Párraga y Andrew Quinn