Berlusconi: Italia necesita plan de acción urgente para reactivar crecimiento

Foto: REUTERS/Alessandro Bianchi


ROMA, 3 agosto 2011 (AFP) – El jefe del gobierno italiano, Silvio Berlusconi, admitió este miércoles en la Cámara de Diputados que Italia “necesita un plan de acción urgente” para reactivar su economí­a, cuyo crecimiento es casi nulo.

“Los mercados no han evaluado nuestra solidez. Italia necesita un plan de acción urgente acordado con los actores sociales”, aseguró durante su discurso, interrumpido varias veces por los aplausos.

La aparición de Berlusconi ante los diputados resulta excepcional, ya que hasta ahora el multimillonario polí­tico ha evitado llevar la iniciativa debido a las relaciones tensas que mantiene con su ministro de Economí­a, Giulio Tremonti, aislado y debilitado por estar salpicado en un escándalo de corrupción.

“Hemos hecho muchas cosas pero eso no significa que no tengamos más que hacer”
, agregó.

“Cada quien cumpla con su deber: porque la estabilidad es el arma vencedora contra la especulación”, clamó el presidente del Consejo, quien pidió “la colaboración de todos” y propuso la reforma del estatuto de los trabajadores como medida contra la crisis.

El jueves el gobierno deberá celebrar un encuentro clave con los actores sociales con los que entiende acordar “un pacto para el crecimiento”.

Berlusconi prometió que “mejorará la calidad de los servicios públicos” para fomentar la competitividad y autorizará el empleo de recursos para fomentar inversiones “aún con aportes de privados”.

La Bolsa de Milán cayó notablemente el lunes y martes y cerró el miércoles con una baja de 1,5%.

El clima es particularmente delicado, ya que Italia es la tercera economí­a de la llamada Eurozona.

“Sé de lo que hablo porque tengo tres empresas que cotizan en la Bolsa”, admitió el magnate de las comunicaciones, entre los empresarios más ricos de la pení­nsula.

El discurso de Berlusconi fue duramente criticado por el lí­der de la oposición de izquierda, Pier Luigi Bersani, del Partido Democrático, quien acusó al gobierno de ser sordo a sus propuestas y de evitar toda autocrí­tica.

“Si quieren escucharnos tenemos muchas propuestas, guiadas por el rigor doloroso, pero son inteligentes y equitativas”, afirmó.