El crudo de Texas cae 5,93% y termina en 82,38 dólares por barril

Foto: Dreamstime

Nueva York, 18 ago (EFE).- El petróleo de Texas se desplomó hoy 5,93% y cerró en 82,38 dólares por barril a raí­z de los datos desalentadores sobre la evolución de la economí­a de Estados Unidos, el primer consumidor energético mundial junto a China.

Al final de la cuarta sesión de la semana en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), los contratos de futuros del Petróleo Intermedio de Texas (WTI) para entrega en septiembre -los de más próximo vencimiento- habí­an restado 5,2 dólares al precio de cierre anterior.

El mercado de petróleo también mira de reojo cómo se desarrollan los acontecimientos en paí­ses productores de Oriente Medio como Libia y Siria.

El crudo registró esa caí­da en una jornada en la que además se conoció que el banco estadounidense Morgan Stanley rebajó sus pronósticos de crecimiento de la economí­a mundial para este año y el que viene, y situó a EE.UU. y a Europa “peligrosamente al borde de la recesión”.

Hoy también se conoció que la cifra de solicitudes de subsidio por desempleo en EE.UU. aumentó en 9.000 la semana pasada y volvió a situarse por encima de 400.000, según datos difundidos por el Departamento de Trabajo.

Cuando han pasado más de dos años del fin de la peor recesión en en casi ocho décadas, el mercado laboral de la primera potencia mundial sigue siendo endeble y el ritmo de contratación de trabajadores está lejos de contrarrestar los 8,5 millones de puestos de trabajo perdidos por la crisis de 2008.

Además, las ventas de casas usadas bajaron en el mismo mes el 3,5 % en julio y quedaron en una tasa anualizada de 4,67 millones de unidades, el nivel más bajo en ocho meses y otra señal de que la recuperación económica de Estados Unidos no acaba de arrancar.

El mercado de petróleo también mira de reojo cómo se desarrollan los acontecimientos en paí­ses productores de Oriente Medio como Libia y Siria, donde las fuerzas de seguridad luchan por mantener en poder a dos regí­menes autoritarios ante las airadas protestas de la población que ha salido a la calle.

Los contratos de gasolina y gasóleo para calefacción con vencimiento en septiembre disminuyeron cada uno 9 centavos y quedaron, respectivamente, en 2,78 y 2,87 dólares por galón (3,78 litros).

Por su parte, los de gas natural también para septiembre bajaron 4 centavos y cerraron en 3,89 dólares por cada mil pies cúbicos, tras divulgar hoy el Departamento de Energí­a de Estados Unidos que las reservas aumentaron la semana pasada en 50.000 millones de pies cúbicos.

El Brent baja un 3,26 % por ciento hasta los 106,99 dólares

El precio del barril de Brent cerró hoy a la baja, en 106,99 dólares, por los temores a una nueva recesión económica mundial, siguiendo el azote que sufrieron las bolsas europeas y Wall Street.

El petróleo del mar del Norte, de referencia en Europa, para entrega en septiembre cerró en el Intercontinental Exchange Futures en 106,99 dólares, 3,26 por ciento menos que los 110,60 dólares cotizados ayer.

La cotización del Brent estuvo marcada por la volatilidad y llegó a alcanzar un máximo de 110,75 dólares, mientras que su precio mí­nimo de la jornada estuvo en 106,60 dólares.

Además, la cotización del crudo se ha visto afectada por los temores a una nueva recesión de la economí­a mundial, al igual que las bolsas europeas, que en algunos casos como Londres, ha sufrido un descalabro histórico perdiendo 4,5 por ciento, la peor caí­da desde hace casi tres años en el parqué londinense.

Las duras perspectivas económicas sembraron el pánico entre los inversores después de que el banco estadounidense Morgan Stanley rebajara hoy sus previsiones de crecimiento de la economí­a mundial para este y el próximo año en un punto porcentual, del 4,2 al 3,9 % en 2011 y del 4,5 al 3,8 % en 2012.

Además, ayudaron a aumentar las dudas de los inversores los pobres datos económicos de EEUU, primer consumidor energético mundial, donde aumentaron el número de solicitudes de subsidio por desempleo y la inflación, junto a los temores de que China suba sus tipos de interés.