Wall Street cae antes del fin de semana y suma nuevas pérdidas

Foto: Richard Drew / AP / Archivo

NUEVA YORK, 19 agosto 2011 (AFP) – La Bolsa de Nueva York terminó en neta baja este viernes una sesión vacilante, en la que primaron los temores sobre la economí­a y de una recaí­da en la recesión, que se sumaron a las pesadas pérdidas del jueves: el Dow Jones perdió 1,57% y el Nasdaq 1,62%.

Según cifras definitivas, el Dow Jones Industrial Average cedió 172,93 puntos a 10.817,65 puntos, manteniéndose sobre su nivel de cierre del 10 de agosto y el Nasdaq, de dominante tecnológico, bajó 38,59 puntos a 2.341,84 puntos. Es el menor nivel de cierre del í­ndice de dominante tecnológico en cerca de un año.

El í­ndice ampliado Standard & Poor’s 500 retrocedió 1,50% (17,12 puntos) a 1.123,53 puntos.

“El miedo se mantiene”, observó Peter Cardillo, de Rockwell Global Capital. “Un viernes, en ausencia de indicadores económicos, los operadores continuaron vendiendo”, constató.

Sin embargo el mercado habí­a iniciado una recuperación en la mañana, sostenido por factores técnicos con la expiración de opciones sobre acciones.

La volatilidad del mercado se mantuvo elevada, cuando no cejan los temores sobre la economí­a, exacerbados por la crisis financiera en la zona euro y la preocupación creciente sobre el retorno de la recesión a Estados Unidos.

Luego del informe del jueves de Morgan Stanley sobre la economí­a mundial, los analistas de JPMorgan Chase poní­an a prueba el optimismo del mercado para el fin de semana revisando netamente sus previsiones de crecimiento de Estados Unidos.

Los analistas de JPMorgan estiman que “los riesgos de recesión son claramente altos”.

“Los estrategas bajan sus previsiones de crecimiento, pero los analistas solamente comienzan ahora a bajar sus previsiones sobre los resultados de empresas”, observó Gregori Volokhin, de Meeschaert Capital Markets, un proceso que podrí­a mantener al mercado en baja.

En el mercado obligatorio, el rendimiento del bono del Tesoro a 10 años bajó a 2,071% contra 2,083% en la noche del jueves y el de los tí­tulos a 30 años a 3,390% contra 3,442%. El rendimiento de las obligaciones evoluciona en sentido opuesto a sus precios.

“No hay compradores. Todos se precipitaron hacia los valores refugio”, como los bonos del Tesoro o el oro, que subió a su techo histórico, subrayó Peter Cardillo.

El hundimiento del tí­tulo del fabricante de computadoras Hewlett-Packard (-20,03% a23,60 dólares) que integra el í­ndice Dow Jones, no ayudó a sostener la confianza del mercado.

Los inversores recibieron con temor el brusco cambio de orientación del grupo, que sin embargo busca priorizar actividades más lucrativas, y frí­amente también las previsiones de resultados decepcionantes.

HP arrastró a la baja a otros grupos del sector, IBM (-3,84% a 157,54 dólares) y a Microsoft (-2,51% a 24,05 dólares).

Todas las plazas europeas volvieron a cerrar en rojo, al dí­a siguiente de haber sufrido caí­das entre 4% y 6%.

La más afectada volvió a ser la Bolsa de Milán, cuyo í­ndice FTSE Mib cedió 2,46%, después de haber llegado a perder más de 3% en el transcurso de la sesión.

En Francfort, el Dax retrocedió otro 2,19%, y acumula pérdidas de 23,5% en lo que va del mes de agosto. Madrid cayó 2,11%, Parí­s 1,92%, Londres 1,01% y Lisboa 0,30%.

Las plazas latinoamericanas siguieron la tendencia mundial. Sao Paulo perdió 1,29%, México 0,33%, Santiago 0,47%, Lima 0,71% y Buenos Aires 1,57%.