Pdval habrí­a gastado 9 millones 439 mil Bsf para desaparecer la comida dañada

Foto: Caribe Focus/Lisandro Barazarte/Notitarde

Hacer el movimiento de tierra, movilizar a 30 personas para los trabajos de traslado y usar maquinarias en la desaparición de 160 millones de kilos de comida podrida de Pdval costó nueve millones 439 mil 931 bolí­vares fuertes. Según la cotización presentada al Ministerio de Alimentación, así­ lo informó Laverdad.com.

En una relación de minuta entre la empresa Fihirre Construcción y el Ministerio de Defensa, a través del despacho de Servicios de Dirección General de Arma y Explosivo, de noviembre de 2010, se acordó hacer trabajos para la “destrucción” de contenedores con alimentos importados.

Dos mil furgones ubicados en los patios internos del puerto de Puerto Cabello contení­an leche en polvo, aceite, caraotas y otros alimentos podridos. Se enviaron al Centro de Distribución de Material de Guerra (Cedimague), instalación perteneciente al Ministerio de Defensa en el municipio Puerto Cabello de Carabobo.

La orden de desincorporación y pago de destrucción la aprobó el Ministerio de Alimentación. En comunicado del 24 de febrero de 2011 la contratante privada relacionó las órdenes emitidas por el despacho en 100 hojas de facturación.

Defensa y Fihirre se encargaron de las operaciones para “productos no conformes en el área donde se almacenan los contenedores de Pdval en el Diacoquerce”, División de Almacenamiento para el Control de Quí­micos y Explosivos Región Central. El tiempo de ejecución de la construcción de fosas se fijó en 90 dí­as, tres meses de labores que incluyeron el lavado de los contenedores.

Aura Montero, diputada del Consejo Legislativo de Carabobo, quien junto a la legisladora Neidy Rosal denunció los hallazgos de alimentos, aseguró a La Verdad que el Minal ejecutó una contratación sin atender los procesos que obliga la Ley de Administración Pública para la licitación de gestión.

Con información de La Verdad