indicadores financieros

HERRAMIENTAS


La gerencia de Ferrominera del Orinoco tiene listas las calificaciones de despido para los trabajadores que estuvieron actuando en el paro por espacio de 12 dí­as en demanda de derechos laborales incumplidos, según fuentes sindicales.

Así­ lo cuenta un reportaje de Carmen Carrillo publicado en El Mundo Economí­a & Negocios:

Si no se logra algún tipo de conciliación todos estos trabajadores serán despedidos, cuyo número está en 250 trabajadores. Por lo pronto estas personas no cobraron la quincena y sus fichas, las que le permiten entrar a la empresa, fueron desactivadas.

Radwan Sabbagh, presidente de la explotadora de mineral de hierro, y Rubén González, secretario general del Sindicato de Trabajadores de Ferrominera, mantienen un diálogo para llegar a un acuerdo.

Fuentes ligadas a la empresa indicaron que “está cansada de paros y paros sin razón, porque en noviembre del año pasado se hizo uno; en febrero de este año hubo otro; en abril otro y ahora éste, que aunque no significó la paralización de la empresa, genera zozobra en la masa laboral”, dijo el presidente de la corporación.

Además recordó que contractualmente se establece que para que los trabajadores puedan ir a una acción de paralización deben haber agotado las instancias de conciliación “y eso nunca se hizo.” En cuanto al conflicto suscitado hace 12 dí­as, el jueves pasado el presidente de Ferrominera anunció que el paro habí­a concluido.

En realidad, la empresa logró tomar posesión nuevamente de la lí­nea de 170 kilómetros por donde circulan los trenes con el mineral de hierro y las briquetas que van y vienen a Sidor, a la zona industrial de Punta de Cuchillo y al muelle de Palúa, por donde es embarcado mineral de hierro y briquetas a los barcos que transportan el mineral al exterior.

El viernes, un dí­a después del anuncio, Rubén González se comunicó varias veces con la oficina del presidente de Ferrominera Orinoco y no fue sino hasta ayer lunes a las 12 del dí­a que se dio el encuentro. Ayer se mantení­a paralizada la explotación del mineral sólo en cerro San Isidro.

En las otras cinco minas la situación era normal.

En términos económicos, las ganancias de la explotadora de hierro disminuyeron en 63% como consecuencia de la caí­da en las ventas en el ámbito nacional y en el internacional, por lo que se reformuló el presupuesto.

Además, el precio del mineral cayó en 45% y las ventas bajaron en 50%, y la empresa percibe 25% menos de los ingresos que el año pasado.

Esto ha generado que Ferrominera Orinoco se haya retrasado en los pagos a proveedores: cooperativas, a Pdvsa, a Edelca y a Cavim. A esta última le compra el explosivo con el que se hacen las voladuras, porque se trata de la explotación de mina a cielo abierto.

Cambios en las gerencias

A semejanzas con el guión de la pelí­cula “Durmiendo con el enemigo”, la semana pasada el presidente de Ferrominera Orinoco hizo una serie de cambios dentro del tren gerencial porque un alto ejecutivo mantení­a informado al sindicato de todos los movimientos de la empresa.

Como gerente de Minerí­a fue designado Aldo Cantafo; el nuevo gerente de Ferrocarril es Osmin Torrealba; el gerente de Operaciones es Eleazar Villalba; el gerente de Ingenierí­a Técnica es Jesús Villalba, y la nueva gerente de personal es Fanny Gamboa.

En la mañana del lunes, el presidente de Ferrominera se reunió con representantes del llamado Tercer Motor, quienes estuvieron trabajando todo el fin de semana en las labores de carga y descarga de mineral y de briquetas en el muelle de Palúa.

Ferrominera Orinoco explota las minas de Altagracia, Los Barrancos, Las Pailas, San Isidro y Cerro Bolí­var. Maneja 370 kilómetros de ví­as férreas y tiene una nómina de 6.400 trabajadores.

La empresa ya elevó en varios puntos de cuenta, ante el despacho del ministro Rodolfo Sanz, solicitudes por $26 millones para adquirir PTLB2 (Planta de Trituración Los Barrancos Dos) que permitirá elevar la producción en 7 millones de toneladas anuales.

Actualmente produce entre 20 y 22 millones de toneladas por año.

También solicitaron $30 millones para una planta de pellas y $33 millones para una planta de briquetas. El costo de producción de una tonelada de mineral de hierro está por el orden de los $48 y su precio en el mercado es de $30. El costo de producción de una tonelada de briquetas está por el orden de los $223 y el precio de venta es de $200.

El Mundo Economí­a & Negocios

economía » en esta sección

buscador